‘El tiempo que te doy’ La belleza de una historia efímera (2021) | Netflix

La belleza de lo cotidiano es algo que, como seriéfila, me fascina. ‘El tiempo que te doy’ no puede ser más cotidiana y ordinaria, y por eso su belleza, personalmente, es infinita. La serie es una historia universal, que retrata de una manera impecable, ese duelo que todos sufrimos después de una ruptura. Con diez episodios de tan solo once minutos cada uno y alternando minutos de recuerdos pasados con el presente, este innovador formato, nos deja una historia breve y suficiente. Con un formato muy poco explotado, pero cada vez más demandado por aquellos que claman por historias cortas que disfrutar a sorbitos entre el bullicio de la vida cotidiana.

10 minutos de recuerdo, 1 minuto de presente.

La evolución de las serie en los últimos años es incuestionable, y ‘El tiempo que te doy’ es un paso más en ese proceso. Una serie que podría ser una película de 110 minutos, pero que se disfruta infinitamente más, si la fragmentas en pequeños relatos de tan solo once minutos. En España, ‘#Luimelia’ es pionera en eso, pero esta serie, que Netflix te expone cada día como recomendación en su parrilla, hasta que al final decidas verla, puede ser un precedente para este tipo de formato, que esperemos cada vez sea más común y explotado.

La verdad que,El tiempo que te doy’ tiene todo para que tomes la decisión de verla. Netflix te recomienda que la veas, no te robará mucho tiempo y los actores son conocidísimos por aquellos que seguimos la cartelera española. Yo por mi parte, creo que ‘El tiempo que te doy’ es mucho más que una recomendación rutinaria y programada de Netflix, es una historia efímera, pero que cala hondo, que rezuma verdad por todos los costados y que, sin ninguna duda, deberías ver.

Lina y Nico, una historia de todos nosotros.

Pueden pensar ustedes que aquellos, como servidora, empiezan una serie casi cada día, es fácil encontrar grandes producciones que apuntar en tu lista de series inolvidables. Sin embargo, ocurre todo lo contrario, la exquisitez va siendo un requisito cada vez más indispensable.

Como seres humanos que somos, cada uno encuentra su refugio en un sitio diferente, lo mío es lo cotidiano. La verdad de aquellas historias que nos muestran que nuestro sufrimiento, que creemos único, es más universal y superable de lo que pensamos. Historias reales de personas que viven lo mismo que tú, que disfrutan, que viven en un insomnio continuo fruto de los recuerdos y disgustos que arrastran día tras día. Lina (Nadia de Santiago) y Nico (Álvaro Cervantes), somos tú y yo, y son cualquier pareja que, nueve años después, lo único que les une es el cariño que se procesan el uno por el otro.

‘El tiempo que te doy’ nos lleva a través de una historia en presente y pasado, sobre la fragilidad de una pareja que va rompiéndose. Dejando atrás un amor puro, que torna en dolor cuando deja de ser una realidad y se convierte en un recuerdo. Desde el punto de vista de Lina, y construyendo la historia poco a poco, capítulo tras capítulo. La verdad que nos deja la serie es abrumadora.

El dolor de Lina es tan real y palpable para el espectador, que empatizas continuamente con su dolor, con su incapacidad de disfrutar de cosas que antes hacía con Nico. Y sin duda, lo más doloroso de todo, es encontrarte en ese maldito lugar que es un abismo continuo entre dos realidades, la que deseas y la que estás viviendo, esperando un regreso, cada vez más inviable.

Voy a hacerte recordar – La habitación roja

Como os he dicho, mi refugio, son estas series. Para mí, ‘El tiempo que te doy’ es la perfección, mi asilo político si tuviera que huir sin nada más que una cosa debajo del brazo de la hecatombe de mi cotidianidad. No solo porque la historia sea absorbente y atractiva para mi, sino porque además, acierta completamente a la hora de elegir la banda sonora que le acompaña. Y es que confieso, que mi debilidad, son esas series y películas españolas que hacen un uso más que conveniente del indie español para acompañar sus historias. ‘El tiempo que te doy’ te transporta a esa playlist que escuchas en bucle cuando necesitas ponerle música a tu tristeza y nostalgia.

‘Voy a hacerte recordar que no eres de verdad, que no eres nadie ya’ – Voy a hacerte recordar ‘La habitación roja’

Antes de acabar con esta especie de carta de amor a esta serie, sería un sacrilegio, no hablar de la fotografía tan magnífica que tiene ‘El tiempo que te doy’. Apagada y con tonos grisáceos que no hace más que reforzar la sensación de final que se quiere transmitir continuamente. Todo en esta serie es un acierto. La historia breve y las actuaciones tan puras y desgarradoras de Nadia de Santiago y Álvaro Cervantes son la guinda a una serie que no debes dejar pasar y que cuando la acabes, sentirás esa satisfacción de haber visto un trabajo bien hecho.

Tráiler ‘El tiempo que te doy’


¿Nos encanta?
Overall
4.7
  • Originalidad
  • Interpretaciones
  • Música
  • Edición y montaje
  • Fotografía
  • Guion
Sending
User Review
5 (1 vote)

Puntos fuertes

  • El formato de webserie con 11 minutos por capítulo
  • La veraz interpretación de Nadia de Santiago

Otras series que no te puedes perder…

#Luimelia’ Una breve historia de amor | AtresPlayer Premium

Crítica de ‘Them’ (Little Marvin , 2021). Blaxploitation de nuevo cuño | Prime Video

2 comentarios en “‘El tiempo que te doy’ La belleza de una historia efímera (2021) | Netflix”

  1. ¡Acabo de terminar de ver esta serie y concuerdo en todo con vos! Cortita pero contundente y profunda. Bella y pura. Una bocanada de aire fresco, con sabor a tango.

    1. Marta Pedraza

      Muchas gracias por escribirnos, Cecilia. ¿Qué otra serie nos recomendarías que te gustó tanto como ésta?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.