.

‘Under the Skin’ (Jonathan Glazer 2013) | A buenas horas

Una misteriosa mujer deambula por las calles de Escocia, arrastrando a hombres solitarios y confiados a un destino fatal… Adaptación surrealista de la novela homónima de Michel Faber.

Toda una experiencia sensorial

Tras siete años de espera, el pasado viernes llegó a los cines ‘Under the Skin’, una maravilla de película. Un film arriesgado y experimental que puede incomodar y fascinar al espectador activo a partes iguales. Su atmósfera opresiva e imágenes hipnóticas hacen que el visionado de esta cinta sombría y perturbadora sea único, una experiencia abstracta alejada de la narrativa convencional y una propuesta interesante a la que debes acercarte si buscas algo diferente, un producto desafiante y audaz.

En este excelso largometraje de ciencia ficción, dirigido por el británico Jonathan Glazer (‘Sexy Beast’, ‘Reencarnación’, ‘The Fall’) y basado en la novela homónima de Michael Faber, Scarlett Johansson interpreta de una forma completamente hierática un ente alienígena que habita en el cuerpo de una mujer en la Tierra, deambulando por las calles de Escocia. Pretende cautivar a hombres para terminar enviándolos a lo que llamaríamos otra dimensión (un no lugar o un lugar remotamente misterioso) para que se consuman. No obstante, la historia da un giro estimulante, y es que la existencia terrenal poco a poco cambia a la extraterrestre, que comienza a albergar sentimientos y emociones inherentes al ser humano, lo cual desencadenará eventos trágicos y absolutamente crueles. La principal premisa como vemos es mínima.

Es una cinta que debemos apreciar desde una óptica distinta (como puede sucedernos con películas de directores tan especiales como Lynch, Tarkovski, Von Trier, etc.). Visualmente es de una gran potencia, apenas existen diálogos (cuando los hay, a menudo, son incomprensibles). Supone toda una experiencia sensorial debido a su hipnótica capacidad de abstracción y hermetismo. Si la audiencia la empieza a ver desde la lógica narrativa a la cual están sujetas muchísimas de las películas, se llevará una gran decepción, pues aquí encontrarán todo lo contrario: un ritmo lentísimo, una banda sonora orgánica, constante y minimalista, imágenes abstractas, un trasfondo siniestro y deprimente. Algunas secuencias recuerdan a ‘2001: una odisea en el espacio’ de Kubrick, a ‘El hombre elefante’ de Lynch, a ‘Scanners’ de Cronenberg, a ‘El quinto elemento’ de Luc Besson, entre algunas otras.

Su principal atractivo es la indefinición del relato, a todas luces críptico. La incertidumbre y la inconcreción del futuro de los personajes, ya que en ningún momento sabemos a ciencia cierta el destino de las víctimas de este habitante de pieles. Únicamente vemos que los hombres quedan atrapados, como he dicho antes, en otra dimensión, un espacio onírico, una negrura infinita que lentamente los desintegrará, extirpando definitivamente su humanidad. Al principio, el ente no sentirá ninguna compasión ni empatía por ellos, ya que no se plantea nada. Actuará como un autómata, la seducción y aniquilación serán sus únicas acciones. Lo interesante es la evolución del personaje, pasa de ser un poderoso depredador que ni siente ni padece a una víctima totalmente marcada por la fragilidad y al parecer consciente de su realidad, a la cual mira con extrañeza. El espejo es esencial, al mirarse en él se da cuenta de su propia condición mostrando gestos obsesivos. El asombro que tiene recuerda a la película de Nicolas Roeg, ‘El hombre que cayó a la Tierra’ (referencia esencial de la película), protagonizada por el gran David Bowie. La extraña criatura asimilará patrones de comportamiento humano, cuando antes observaba a la humanidad desde los ojos de un ser distinto, desde la lente de una realidad ajena.

Dentro de lo críptico y reflexiones nada explícitas encontramos un resquicio de metáforas llenas de significado, un “pesadillesco” y febril relato alegórico que, a través del género de ciencia ficción, nos habla de la complejísima naturaleza humana. Una extraordinaria película repleta de poesía que rechazarás o abrazarás.

¿Pasa el corte?
Overall
3.5
  • Fotografia
  • Montaje y edición
  • Música
  • Guion
  • Interpretaciones

Lo mejor

  • La audacia de la propuesta narrativa.
  • El misterio que envuelve la críptica película.
  • La interpretación hierática de Scarlett Johansson.
Filólogo hispánico. Máster de Estudios Avanzados en Literatura Española e Hispanoamericana. Me encantan las series, el cine y la literatura.

Deja un comentario