‘Tribunal de menores’, ¿Quién es el culpable? (2022) | Netflix

Dramaland siempre sorprende con series duras, realistas y necesarias. Gracias a ‘Tribunal de menores’ nos adentramos de lleno en el sistema judicial coreano y lo hacemos en la que quizá sea su rama más compleja y difícil de gestionar, hablamos de los casos relacionados con las infracciones por parte de menores de edad.

Si piensas que no vas a ver acción y persecuciones porque se trata de una serie judicial, te equivocas. Este K-drama sorprende con unas escenas de acción brutales, muy conseguidas en sus coreografías e introduce carreras a todo trapo por las abarrotadas carreteras de Seúl y más de una persecución a pie de esas que te dejan sin aliento. No todo en ‘Tribunal de menores’ se lleva a cabo en oficinas abarrotadas de documentación y pulcras salas de juicios y eso hace de ella una serie dinámica que devorarás.

Una dura jueza (Kim Hye-soo) compagina su aversión a los criminales juveniles con sus sólidas convicciones jurídicas, mientras aborda casos complejos en el tribunal de menores.

Kim Hye-soo como Sim Eun-seok en ‘Juvenile Justice’.’ Cr. Swann Studio/Netflix © 2022

La ley está para ser cumplida, no para ser tomada a la ligera, ese es el mantra por el que vive la jueza protagonista. No hay piedad para nadie porque el pasado no puede borrarse y el daño ya está hecho cuando el caso ha llegado a sus manos. Kim Hye Soo da vida a Sim Eun Seok una mujer dura como la roca, que no cree que las personas puedan cambiar. Es austera, solitaria y una adicta al trabajo. Conforme pasan los episodios vamos conociéndola y siendo conscientes de su motivación y actos. La interpretación de esta consolidad actriz, es, una vez más, sencillamente magistral, y así lo refleja su nominación, por este papel a la 58ª edición de los premios Baeksang.

Su contraparte y compañero de oficina es Cha Tae Joo, interpretado por Kim Moo Yul, a quien quizá hayas visto en ‘Iljimae‘ o la reciente ‘Grid‘ de Disney+. La noche y el día. Cha Tae es pura devoción y comprensión hacia los jóvenes que acaban bajo su tutela. Una de esas personas que querrías tener en tu lado del ring, capaz de ver todo lo bueno que queda en nosotros y el potencial que se tiene. Ambos personajes pueden no coincidir en mucho, pero si lo hacen en ser humanos retraídos por sus heridas y traumas pasados.

Por ellos, la dinámica que se genera debido a sus personalidades recuerda ligeramente a ‘Stranger‘. Las ganas de encontrar justicia y hacerlo de forma coherente y sensata, siguiendo unos valores personales muy marcados siempre está ahí, presente en el desarrollo de la historia. Los casos pasan, pero solo en ocasiones muy especiales las defensas bajan y sus protagonistas se encuentran sin la máscara de juez el uno frente al otro.

Las consecuencias de los actos importan, y la edad no debería ser escudo jamás.

Estos dos grandes actores se ven reforzados en pantalla gracias a la presencia de dos pesos pesados de la industria como son Lee Sung Min y Lee Jung Eun que dan, respectivamente, vida a Kang Won Joong y Na Geun Hee, dos jueces al cargo del tribunal donde trabajan Cha Tae Joo y Sim Eun Seok. A través de sus figuras se trabajará la parte más formal de la serie, esa que hace referencia a la moralidad, la ética y la importancia de contar con una norma escrita realista que intente dar respuesta a la criminalidad juvenil.

‘Tribunal de menores’ gira, en parte, entorno a la ‘Juvenil Act’ creada en 1958 y a su posible y necesaria modificación para legislar acorde a los tiempos que corren. Según datos recogidos por ‘The Korea Herald’ 35.390 niños y niñas menores han sido acusados de crímenes violentos en los últimos cuatro años. En el compendio global que es el conjunto de esos casos se inspira esta serie mientras pone de relieve las complejidades de un sistema imperfecto. ¿Cuál es la mejor arma para combatir la criminalidad, la rehabilitación o el castigo? ¿Son ambas posibles?

La verdadera esencia de ‘Tribunal de menores’ está en las relaciones humanas decadentes que la mayoría de los acusados tienen como norma. Es un viaje al verdadero corazón de cualquier sociedad, ese viaje que te quita la venda de los ojos cuando aparece ante nosotros un guion que pone de relieve la crueldad humana a un nivel impensable, porque no solo se trata del crimen en sí, sino de todo lo que lleva al momento de cometerlo y las consecuencias y daños colaterales que las acciones criminales tienen en todos los implicados, ya sea voluntariamente o no.

Jóvenes tan al límite que no son capaces de ver que hay otra salida, que otra forma de actuar o de vivir es posible. Y mientras te metes en su piel te preguntas. ¿Qué hubiera sido de mi en sus circunstancias? ¿Habría escogido otra vida, otro camino? La realidad es que en esta serie se acumulan las víctimas. Es imposible no conmoverse con este K-drama. Está lleno de dolor, superación (solo a veces) y un poco más de dolor. La rabia que no se sabe gestionar se destila de forma no muy distinta en cada protagonista, dejándonos muestra del impacto y el efecto dominó que las acciones individuales tienen en el conjunto de la sociedad.

¿Existe una solución perfecta? ¿Es la rehabilitación criminal factible o posible en todos los casos? ¿Dónde empiezan y acaban los derechos de las víctimas y los perpetradores? Si finalmente decides que ‘Tribunal de menores’ es la serie que estabas buscando solo puedo decirte que se trata de una gran elección, pero desde la revista, te advertimos de que es cruda, muy dura y sin filtro alguno, es decir, hay que estar preparados mental y emocionalmente para verla. Probablemente estés de acuerdo en muchas cosas con ella y discrepes en otras tantas, pero, además de ser altamente entretenida nos fuerza a mantener una conversación necesaria que pronto querrás compartir con otros.

Esperamos tus comentarios en las redes sociales o justo al final de esta página.

Tráiler de ‘Tribunal de Menores’

¿Qué esperar de ella?
Overall
3.7
  • Fotografía
  • Guion
  • Originalidad
  • Banda Sonora
  • Interpretaciones
  • Edición y montaje
Sending
User Review
0 (0 votes)

Puntos fuertes

  • Guion acertado, cambiante y atrevido.
  • Interpretaciones sólidas y creíbles.

Otros K-dramas que giran en torno a la legalidad y la adolescencia son:

Extracurricular’, el negocio de la explotación (2020) | Netflix

Law School’, la ley no es justa (2021) | Netflix

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.