‘Tres veranos’, la vida siempre continua (Sandra Kogut, 2019)

En ‘Tres veranos’ dos mundos colisionan bajo la figura de una sola persona. El lujo, despilfarro y la despreocupación de una vida suntuosa conviven con los sueños de vidas mejores de los trabajadores casi invisibles que se encargan de que todo sea perfecto para unos pocos que completamente ignoran cómo viven quienes para ellos trabajan.

Cada diciembre, entre Navidad y Año Nuevo, Edgar y Marta organizan una celebración familiar en su lujosa casa de verano junto a la playa. En 2015 todo parece estar bien, a pesar de algunas tensas llamadas telefónicas y un invitado que lleva un grillete electrónico. En 2016 la fiesta anual se cancela abruptamente. ¿Qué pasa con la gente invisible que vive en la órbita de los ricos cuando estas vidas se derrumban? A través de la mirada de un empleado y un anciano padre olvidado, vemos un retrato del Brasil contemporáneo justo antes de la tragedia de 2018. Los signos estaban todos allí, pero no sabíamos cómo leerlos. ‘ Tres veranos’.

Nada más comenzar nos damos cuenta de que ‘Tres veranos’ nos va a encantar. Es una de esas películas que transmiten buenas vibraciones y no porque traten una temática feliz o cómoda, sino porque somos capaces de vernos reflejada en ella, de comprenderla en todos sus matices, y eso siempre es como estar en casa, lo que la hace asequible y muy adictiva.

De pobres y ricos, de clase acomodada a clase trabajadora. Un paseo, en muy pocos metros cuadrados, por la vida que se tiene, la que se ansía y la que se alcanza. ‘Tres veranos’ es una cinta que habla de ambición, picaría, honradez y amistad gracias a un guion muy perspicaz que sabe arrancarnos más de una sonrisa a lo largo de sus 90 minutos de metraje.

Con un increíble casting encabezado por la gran Regina Casé, que ganó el premio a Mejor Interpretación Femenina en el Festival de Málaga, ‘Tres Veranos’ es la segunda colaboración de la directora con la actriz, y si algo tenemos claro es que cuando ambas se juntan, llega la magia. Regina Casé puede ser una gran desconocida para nosotros, pero no pasa desapercibida en Brasil, donde lleva trabajando décadas tanto en teatro como cine y televisión.

En ‘Tres veranos’ da vida a Madá, una ama de llaves de una casa de señoritos donde está al cargo de un pequeño grupo de empleados que se encargan de que todo esté en orden y al gusto de sus empleadores. Nada más empezar la cinta nos damos cuenta de que el universo en torno al que girará la trama será el suyo. Para nada queda relegada su figura a pesar de la pomposidad y los lujos a su alrededor. Ahí recuerda mucho a la cinta ‘El mayordomo’, salvando las muchas distancias, obviamente.

Nos la recuerda por las situaciones que se dan entre ‘clases’, lo mismo pasaba en ‘Criadas y señoras’ cinta en la que reías a carcajadas porque las situaciones eran simplemente absurdas o tan nimias y a la vez tan importantes para unos pocos que no podías dejar de pensar en lo que la cinta refleja verdaderamente, la lucha de clases, la necesidad de igualdad en trato y oportunidades.

‘Tres veranos’ es una cinta sobre sueños, diferencias sociales y resilencia. Donde veremos a personas que solo por extremas circunstancias llegan a conectar y existir en un mismo plano. El montaje es bastante acertado por lo que las escenas se hilan sin dificultad, aunque quizá mientras la veas te des cuenta de que más de una cosa quizá hubiese estado bien haberla tenido algo más explicada o con algo más de fondo. Aún así, como vas a sonreír siempre que Madá esté en pantalla estas cosas pasan desapercibidas.

El sueño de Madá es abrir su propio establecimiento de comida, lo que es, mas bien, un puestecillo de bocadillos a pie de carretera. Todo lo que hace en su día a día va enfocado a esta meta y gracias a ello disfrutaremos de su ingenio, su inventiva y su picaresca para conseguir ser su propia jefa.

Podrás verla en cines a partir del 6 de agosto. Mucho más que recomendable para ver en familia, sola o acompañada.

Tráiler

¿Pasa el corte?
Overall
3.3
  • Fotografía
  • Guion
  • Edición y montaje
  • Banda Sonora
  • Interpretaciones
  • Originalidad
Sending
User Review
0 (0 votes)

Puntos fuertes

  • Regina Casé y su enorme presencia en pantalla
  • Unos diálogos divertidos y siempre dinámicos

Otras cintas, que nada tienen que ver con ‘Tres veranos’ pero que no puedes dejar de ver son:

‘Parásitos’, todo en ella te sorprenderá (Bong Joon-ho, 2019)

The Farewell’ (Lulu Wang, 2019)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.