.

Take Two, Investigadores privados a lo ‘Castle’

‘Take Two’ llega intentando llenar el vacío que ‘Castle’ dejó en nuestras vidas, pero aunque todos nos reímos con Rachel Bilson y nos vemos atrapados por sus series, muchas de ellas Guilty Pleasures, que no todos reconocen ver, nada puede equipararse a la figura delirante de Nathan Fillion y su presencia en la pantalla. Es cierto que las comparaciones son odiosas, pero, ¿Cómo no comparar estas dos series que hemos mencionado? ‘Take Two’ junta a una actriz al borde del colapso y fracaso más absoluto con un investigador privado protagonizado por Eddie Cibrian (‘Rosewood’ y ‘CSI: Miami’ entre otras), algo que no se aleja mucho de los roles de  escritor e inspectora que tenían Stana Katic y Fillion. 

La serie es de los mismos creadores, de ahí que además el movimiento de la serie sea tan similar y nos recuerde tanto a ‘Castle’, puede ser también una de las cosas que nos hacen quedarnos con la serie, la nostalgia es una herramienta poderosa, y mientras llega la nueva temporada de ‘Absentia’ o se estrena la primera temporada de ‘Rookie’, ‘Take Two’ nos permite entretenernos un poco más este verano. La serie no es nada nuevo, sus personajes los has visto miles de veces, al menos un porcentaje muy alto de ellos y no aportan a la pantalla nada salvo un entretenimiento de 43 minutos, lo cual, siempre hay que decir, es un mérito por si solo.

Por ahora y con los capítulos que ya hemos podido ver podemos comentar que parte de esa trama inicial que hemos comentado al principio se mantiene vigente y se va profundizando en ella con bastante celeridad, pronto conocemos a los personajes secundarios que nos acompañarán mientras dure la serie, y descubriremos parte de su pasado así como iremos desgajando que hace seguir vivos a los protagonistas, cuales son sus anhelos y miedos. La serie aprovecha las habilidades de los dos personajes, el de Rachel Bilson, Sam Swift, en cada episodio aprovecha su entrenamiento como actriz y nos da a conocer un poco más las dificultades y habilidades que se requieren para sobrevivir en el mundo de la interpretación. En ese aspecto la serie es un soplo de aire fresco, porque la naturalidad con la que surge y se introduce en la serie nos permiten conocer más apenas sin darnos cuenta de lo que supone vivir en la ciudad de Los Ángeles. En cuanto al papel del investigador privado, no podemos decir mucho, se pretende dar un aire de misterio y lealtad al personaje, que no suele quedar creíble en casi ningún momento. Es el típico mártir que se aparta de su verdadera vocación por motivos ‘oscuros’ y que más tarde se ve atrapado en el vórtice de un personaje caótico, en este caso el de Sam Swift.

Quien sabe, solo llevamos unos cuantos capítulos de la primera temporada y estas series suelen estar pensadas para entretener y no agotar en exceso la trama para así poder mantenerlas más tiempo en el aire. Nadie hubiese pensado que ‘Castle’ llegaría a ese número tan alto de temporadas y en cambio lo hizo. Si los creadores y guionistas piensan en un par de momentos álgidos para la serie, seguro que más de uno regresará buscando más para evadirse de los 40 grados de temperatura de nuestras calles.

¿Por qué verla?

  • No tiene nada nuevo, pero entretiene como la que más.
  • No es violenta en exceso, es amable y en casa casi seguro gustará a la mayoría.
  • Rachel Bilson siempre atrapa, si eres un fan, debes verla, te divertirás.

 

Historiadora del Arte. Cinéfila y seriéfila 24/7. Mis perdiciones, las películas de Clint Eastwood y las series policíacas.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

*