‘La Delgada Línea Azul’, no cruzar será lo difícil (2021) | Filmin

Un sofisticado drama criminal ambientado en la ciudad de Malmö, en Suecia. Un retrato íntimo de la vida cotidiana de cuatro agentes de policía donde la delgada línea entre lo privado y lo personal se difumina y las tensiones se elevan. 

Creada por Cilla Jackert (‘The Restaurant’), ‘La Delgada Línea Azul’ narra la historia de seis policías que a diario deben enfrentarse a todo tipo de situaciones y que al llegar a casa tratan de mantener la estabilidad y evitar verse afectados por lo vivido en su trabajo. Por supuesto es mucho más fácil decirlo que hacerlo, y eso es lo remarcable de esta serie, que te muestra sin tapujos o heroicidades cómo afecta un trabajo de mil caras y situaciones a personas que son eso, personas con vidas normales, con los mismos miedos y anhelos que el resto de nosotros.

‘La Delgada Línea Azul’ podría ser mucho más épica o más rápida en su acción, pero se centra en ser aguda en la exposición de casos y en poner el centro de atención en elementos sociales que preocupan a la ciudadanía mientras expone comportamientos de todo tipo. Es duro mirarse en el espejo. Lo mismo se habla de xenofobia que de violencia machista que de precariedad laboral o prostitución. No se deja un tema de actualidad sin tocar, pero se hace desde un plano básico que todos comprendemos porque deja de lado artificios innecesarios. Así los mensajes de Twitter a veces desbordan la pantalla, y te desconciertan dándote un bofetón de realidad mientras los lees.

La exposición social que esos mensajes reflejan nos dejan sin palabras porque no puedes comprender que mueve a esos comentarios, así como tampoco puedes sacarte de la cabeza las escenas en las que la gente graba con el móvil, todo, sea cual sea la situación y entonces te asalta la pregunta. ¿Dónde quedó nuestra humanidad?

Todos los protagonistas bien podrían ser prismas. Se encuentran en evolución continua, pero no drástica. Sus esencias siempre se mantienen, pero aprenden, a base de palos, cómo a casi todos nos ocurre en esta vida, que quizá lo que idealizaban o creían puede no ser de la manera que pensaban, que hay muchos más posibles resultados sumados a los que nosotros esperábamos. La humanidad que destilan todos ellos y sus debilidades expuestas en pantalla son el gran aliciente para devorar esta serie.

¿Seríamos nosotros capaces de realizar su tarea? ¿Qué ocurre cuando tus órdenes no se alinean con tus ideales, creencias o forma de pensar? ¿Serías tu capaz de dejar todo lo que has hecho, visto y vivido en la taquilla del vestuario e ir a casa sin una losa tremenda sobre tus hombros? Desde luego, cada uno de ellos lo intenta, por supervivencia pura, pero a duras penas lo logran.

A situaciones imposibles responden personajes comunes. Nos encontramos con una joven, Sara (Amanda Jansson) que acaba de incorporarse al cuerpo y que busca alejarse de una familia anclada a una tragedia familiar. Un policía más veterano, Magnus (Oscar Töringe) cuya hermana drogadicta aparece y desaparece de su vida dejando el caos a su paso. Una mujer, Leah (Gizem Erdogan) que aspira a conseguir el mando de la unidad policial en la que trabaja, mientras actúa de portavoz para los medios y lidia con el reconocimiento social, para bien o mal, mientras cuida de su abuelo, un anciano muy complicado que regenta una tienda de ultramarinos.

Junto a ellos, una pareja de policías, que intenta mantener su relación a flote y que lidian con temas de aceptación tanto externas como internas. El capitán de la unidad, Jesse (Per Lasson) quizá presente el personaje más complejo o expuesto de todos. Se trata de un padre de familia que balancea el cuidar de sus tres hijas mientras se encuentra en plena separación. Asalta así la pregunta inversa. ¿Qué pasa cuando nos llevamos los problemas de casa al trabajo? No esperes encontrar una resolución fascinante de casos, no hay un despliegue de medios impresionante, ni capacidades increíbles de deducción. Hay sencillamente policías trabajando, sin más, y eso la hace muy refrescante.

Las relaciones entre todos ellos, como unidad de trabajo, sus comportamientos en los casos a los que son llamados y cómo reaccionan cuando el uniforme ya no pesa sobre ellos es el plato fuerte de una serie emocionalmente muy intensa, pero bien compensada rítmicamente. La primera temporada de ‘La delgada línea azul’ consta de 10 episodios de 60 minutos y estará disponible en versión doblada y en versión original con subtítulos en Filmin. Se estrena el próximo martes 17 de agosto. Si te gusta el género, debes verla.

Tráiler

¿Nos encanta?
Overall
3.3
  • Fotografía
  • Guion
  • Originalidad
  • Edición y montaje
  • Banda Sonora
  • Interpretaciones
Sending
User Review
0 (0 votes)

Resumen

  • Altamente adictiva.
  • Los casos y la presentación de los mismos es realista, honesta y cruda.
  • Hay tiempo para drama, acción y momentos cálidos.

Otras series suecas que puedes ver en Filmin son:

‘Når støvet har lagt sig’, cuando el polvo se asienta de repente (2020) | Filmin

‘La ruta del dinero’ (Direcciones varias, 2015) | Filmin

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *