‘Hospital Ship’, cirugías imposibles en el paraíso (2017)

Es increíblemente agradable salir de Seúl y estar tan cerca del mar. Gracias a ‘Hospital Ship’ disfrutarás de uno de esos K-dramas cocidos a fuego lento en el que no paran de ocurrir cosas pero que te llena de serenidad y te ofrece algún que otro cliché de los que enamoran, incluyendo, como no podía ser menos, un buen bromance de esos que te hace creer que hay futuro para la humanidad mientras jóvenes médicos descubren quienes son en un área rural llena de vida.

Un grupo de médicos recién incorporados al mundo laboral proporcionan atención médica a los lugareños que viven en las aldeas rurales a través de un barco hospital que navega alrededor de pequeñas islas. Entre ellos esta Song Eun Jae (Ha Ji Won) que es una cirujana inmensamente talentosa. Hubo un tiempo en que el buque hospital fue utilizado únicamente para aplicar controles y administrar medicinas. Pero, con Eun Jae a bordo y sus capacidades, el barco hospital puede proporcionar cirugías complicadas. 

Ha Ji Won (‘Chocolate‘) como Song Eun Jae clava el papel de cirujana de éxito que se centra enormemente en su carrera dejando de lado todo aspecto romántico de su vida. No cree en las relaciones sociales y mucho menos en que la felicidad puede encontrarse fuera de una sala de operaciones. Han Ji Won ofrece en pantalla cada uno de los gestos y silencios que nos hacen quedar hipnotizados cuando aparece en escena. El aura de seguridad y convicción que emana se trasvasa y nos hace sentir la seriedad de las situaciones en las que está presente.

Ha Ji Won y Kang Min Hyuk

El resto de personajes notan esa seguridad, pero también son conscientes del peso sobre los hombros de la cirujana, y muy pronto, aunque no comprendiendo muy bien sus motivaciones, la seguirán de forma fiel en sus juicios y acciones. Esa fidelidad y apoyo mostrada por Kwak Hyun (Kang Min Hyuk), médico especializado en medicina interna​ y Kim Jae Geol, interpretado por Lee Seo Won, doctor en medicina tradicional coreana, dinamizarán enormemente el paso de los episodios​ mientras ambos, sin esperarlo, se enamoran de la misma persona.

Kim In Sik como Cha Joon Young será la nota fresca y divertida del trío de médicos. El dentista no está hecho para la vida en el mar, y su cuerpo no parará de recordárselo durante toda la serie, la suerte no estuvo de su parte el día que se sortearon los puestos públicos en los que consiguió su trabajo. Pero quien merece una especial mención son las enfermeras que los asisten, cuyo trabajo es imprescindible para comprender la labor de asistencia que se lleva a cabo en la nave.

Todos estos jóvenes, conscientes de su responsabilidad y del puesto social que ahora ocupan luchan día a día contra sus inseguridades mientras aprenden a ser mejores doctores, caso tras caso. No olvida ‘Hospital Ship’ que estos médicos son humanos, algo que ocurre con mucha frecuencia en las series del género, y aquí, los vemos lidiar con expectativas familiares desorbitadas, abandono emocional y enfermedades terminales. En este K-drama veremos de primera mano como los conocimientos que su profesión les ha dado no hacen más que añadir leña al tremendo dolor que implica ver como un ser querido se apaga o desvanece frente a nuestros ojos.

Romance creíble y cirugías impecables.

Crecimiento honesto y real, esa es la característica por la que ‘Hospital Ship’ destaca. Todos sus personajes avanzan, cambian debido a las circunstancias vividas y lo hacen de una forma coherente y natural. Las relaciones que se crean no aparecen forzadas y en ningún caso hay transformaciones drásticas asociadas a las relaciones románticas que se generan. De hecho, vamos disfrutando, poco a poco, de como se conocen los personajes, como se transforman y afectan los unos a los otros de forma calmada, sin tormentas emocionales exageradas, y eso es algo que le aporta un naturalismo extra que nos hace querer más.

Eso si, no creas que eso te va a librar de ver un dramón de dramones. Si puede pasar, va a pasar, esa es la máxima de ‘Hospital Ship’, un drama médico que acentúa el drama en cada uno de sus episodios. Lo hace hasta tal nivel que es más que recomendable que lo veas con alguien más o busques a alguien que lo haya visto porque vas a necesitar comentarlo, si o si.

Menos mal que nuestros protagonistas siempre están en el lugar indicado en el momento oportuno, porque las emergencias médicas más complicadas siempre se presentan ante ellos y es sorprendente ver como se manejan pese a los escasos recursos con los que cuentan. No nos extraña que incluso dentro de la serie el guion referencie a MacGyver, no es para menos.

Accidentes laborales que requieren cirugías extremas, casos tan corrientes como peligrosos si quedan sin tratar como puede ser la apendicitis, embarazos, diabetes o tensiones elevadas. Con cada uno de los casos se pone de relieve y se nos recuerda que el acceso a una sanidad universal y de calidad es un derecho que damos por sentado demasiado a menudo.

Y esta es una de las cosas que más valoro de ‘Hospital Ship’, que se tira al fango y habla sin tapujos del coste de los procedimientos médicos, de la accesibilidad y de la necesidad de un sistema que nos cubra y cuide a todos, independientemente de los recursos con los que se cuente. A lo largo de la serie podremos ver como trabaja el sistema desde dentro, como se gestionan los recursos en urgencias, quirófano, atención primaria y los despachos. Pero sobre todo nos mostrará como la mentalidad surcoreana sigue, en muchos casos, fija en la idea de que la sanidad, incluso las emergencias deben pagarse, y de no poder costearse no deben llevarse a cabo, pues el trabajo de los médicos debe ser reconocido.

Contra eso también luchan los protagonistas, quienes no son capaces de ver la fiscalidad de su trabajo, sino a personas que necesitan ayuda y que no dudan en cuidar sin pensar en nada más. Veremos como el sistema los machaca y va tras ellos por no cobrar los procedimientos. Nosotras nos echaremos las manos a la cabeza, sobre todo si vivimos en España y disfrutamos de nuestro sistema de salud, que pese a sus carencias, es gratuito y nos cubre y cuida sin tener que pasar por el mostrador de pago al salir del médico.

Los dramas corales son los mejores, siempre hay personajes maravillosos que te hacen sonreír con solo estar en pantalla y además te permite valorar la enorme diversidad interpretativa que hay en el país. Muchas veces nos olvidamos de que los protagonistas principales necesitan de otros muchos para poder sobresalir o destacar dentro del guion. En ‘Hospital Ship’ pronto caes rendido ante todos ellos, aprendiéndote sus nombres y acostumbrándote a sus rostros como si de viejos amigos se tratasen. Las familias que se escogen como en las sagas ‘Reply‘ son siempre memorables.

La dinámica de trabajo y el compañerismo desborda la escena. Las conversaciones son frescas, los gestos honestos y la fluidez de trabajo que se muestra en pantalla denota convivencia y esmero en las escenas. Pese al caos que es rodar en un espacio tan reducido con tanta cantidad de personajes todo cae en su lugar de forma enérgica y el día a día transcurre con una naturalidad pasmosa.

Con todo lo dicho, y pese a lo muy disfrutable que es la serie, no sería justo dejar fuera del tintero las irregularidades que encontramos. Hay más de una inconsistencia en el guion, escenas que no encajan muy bien con las previas o personajes que aparecen de la nada alterando de forma radical la vida de los protagonistas sin venir a cuento para luego desaparecer. El montaje es más que mejorable, sobre todo si tenemos en cuenta las infinitas posibilidades que ofrece un barco médico en zonas inhóspitas, pero si eres capaz de abrazar las pequeñas cosas y disfrutar de escenas tan humanas como es el trato cálido a los pacientes mientras se pasa consulta con dedicación y amabilidad, entonces nada más importará, porque para ver escenas épicas en parajes inhóspitos y preciosos ya está ‘Jirisan‘.

Que no te asusten sus 40 episodios, son de media hora y vuelan. ‘Hospital Ship’ es el drama perfecto para disfrutar de algo ligero, fresco y emotivo con lo que descargar tensión y recordar que no estamos solos.

Tráiler de ‘Hospital Ship’

¿Nos encanta?
Overall
3.1
  • Originalidad
  • Guion
  • Interpretaciones
  • Banda Sonora
  • Fotografía
  • Edición y montaje
Sending
User Review
0 (0 votes)

Lo mejor es

  • Sus bellos paisajes y localizaciones.
  • Cambiar de aires y tener una historia dinámica que no se hace pesada.

Otros K-dramas médicos clave en Dramaland son:

Life’, un drama sobre el negocio de la medicina (2018)

Doctors’, venganza servida demasiado fría (Oh Choong Hwan, 2016)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.