Entrevista a Christos Nikou por su ópera prima ‘Apples’

Christos Nikou nació en Atenas en 1984. Su cortometraje ‘KM’ participó en más de 40 festivales internacionales, incluyendo Rotterdam, Stockholm, Palm Springs, Sydney, Tallinn Black Nights e Interfilm Berlin, ganando el Premio al Mejor Cortometraje en el Motovun Film Festival en Croacia. Los últimos diez años ha trabajado como ayudante de dirección en los largometrajes ‘Canino’ (Yorgos Lanthimos) y ‘Before Midnight’ (Richard Linklater), así como en títulos como ‘4 Black Suits’, ‘Nobody, Christmas Tango’, ‘A Greek Type of Problem’, ‘7 Kinds Of Wrath’ y ‘Approach’.

Sinopsis de ‘Apples’: Nos encontramos con la historia de Aris, que tras haber sufrido amnesia (en una pandemia que ha afectado a todo el mundo ) debe seguir una serie de rutinas diarias para reconstruir su vida, lo que le hará ir conociendo quién es, quién será y cuál es el mundo a su alrededor. Una obra seductora y enigmática, que navega entre lo sensible, lo humorístico y lo apocalíptico, una película que te llegará al cerebro y el corazón, que no ha podido llegar en mejor momento.

Se ha estrenado en España ‘Apples’, una cinta que habla sobre la pérdida de la identidad, la sociedad actual y cómo, a veces, nuestra personalidad se ve absorbida por el gran grupo. Una crítica ácida y mordaz a los tiempos que corren. Esta conversación va a encantarte por su frescura, y, además cuenta con algún adelanto sobre sus próximos trabajos.

Comencemos, pero antes te advertimos que habrá spoilers, porque desgranamos la cinta a fondo con su creador.

Marta: Buenos días, muchas gracias por estar hoy con nosotros. Sabemos que andas muy atareado por distintos festivales.

Christos Nikou: Hola, es un placer. Si, he estado estos dias atrás por varias ciudades y está siendo algo caótico.

Marta: Claro, no olvidemos que has ganado en el Festival de Sevilla este año. ¿Cómo ha sido la experiencia?

Christos Nikou: Ha sido una maravilla. Era mi primera vez allí y sobre todo me encantó la audiencia.

Marta: El festival de Sevilla es uno de los más recomendados en España, me alegra muchísimo saber que has tenido una experiencia tan positiva allí. Christos, ¿Cómo se presenta una película sobre una pandemia estando en mitad de una?

Christos Nikou: Tengo que decir que ha sido todo pura coincidencia. Nadie podía prever la pandemia. Empecé a escribir el guion en 2014 y comenzamos a grabar en 2019, justo antes de la pandemia. Para mi el uso de la pandemia dentro de la cinta es más bien alegórico, no es para nada en torno a lo que gira la trama, sino más bien el momento o lugar donde ocurre. No estaba muy seguro de como reaccionaría el espectador al ver la película, porque ya estábamos en plena pandemia y quizá no querían ver una película sobre otra pandemia justo en ese momento. Esto me asustaba mucho al principio, pero es cierto que la película es muy real, nada tiene que ver con la ciencia ficción que nos pueda venir a la cabeza cuando mencionamos ‘pandemia’, y eso hace que se pueda conectar con ella de forma mucho más sencilla. La mala noticia es que aún seguimos inmersos en la pandemia de Covid-19 y no se cuando terminará la situación en la que nos encontramos.

Marta: Y ahora la pregunta que ya no me resisto a hacer. ¿Por qué manzanas? De todos los alimentos posibles, ¿Qué te hizo decantarte por este en concreto? He estado toda la película preguntándome lo mismo.

Christos Nikou: Por tres motivos distintos. Por supuesto es la fruta bíblica y es una fruta que ha estado presente y ha sido importante para la humanidad a lo largo de su historia, pero no es ese el motivo principal. Las manzanas te ayudan a mejorar tu memoria, de esto no estoy muy seguro, pero lo he leído en montones de sitios, pero realmente es porque escribí este guion pensando en mi padre, justo era el momento en que estaba lidiando con su fallecimiento y estaba intentando entender muchas situaciones vividas y como los recuerdos se transforman. Cómo continuar con tu vida sin borrar a alguien de ella, sin olvidar. Mi padre comía muchas manzanas, unas 7 u 8 al día y tenía una memoria formidable. A todo esto hay que sumarle un punto irónico. Quería hablar de como almacenamos datos e información a día de hoy en nuestros móviles y como volcamos nuestros recuerdos en ellos, en mi caso incluso el teléfono tiene una manzana en él, y son esos aparatos, esas máquinas las que conversan nuestros recuerdos.

Marta: En ‘Apples’ hablas de experiencias, y lo haces a través de un protagonista que pierde toda recolección de eventos pasados, y pierde con ello quien es, quien era y quien podría ser en el futuro, algo que ahora tendrá que descubrir. Añades a eso un juego con polaroids, una cámara antigua y eso es un reflejo también del mundo en el que vivimos, donde estamos continuamente plasmando lo que vivimos, grabándolo todo a nuestro alrededor, hablando con gente que está ahi pero a un mismo tiempo no, las cosas del online… Y estaba por eso muy intrigada en saber cómo creaste ese mundo en el que vive el protagonista, ese experimento social en el que él participa a través de esas fotografías que tiene que ir tomando.

Christos Nikou: En líneas generales para mi todo gira en torno a las redes sociales y medios de comunicación en la cinta. Si lo piensas el todo lo hace siguiendo unas instrucciones, imitando lo que le dicen que haga y lo que ve en la calle y haciéndose selfies con una Polaroid cuando logra el objetivo marcado por los médicos para recuperar la rutina. Una vez lo añade al álbum es como un logro conseguido. La gente a día de hoy ha vuelto a las Polaroid y a los álbumes de fotos ‘tradicionales’, incluso en TikTok, donde están imitando el filtro de Polaroid. Por eso yo quería comentar, en esta película, como experimentamos memorias que alguien nos ha dicho que tengamos, porque esos médicos crean y piensan las situaciones que nuestro protagonista vive. También era interesante seleccionar recuerdos y memorias de una persona común. Queríamos crear una emoción diferente con cada experiencia, y por supuesto había que empezar con la bicicleta, porque creo que es algo que se piensa y dice a nivel internacional, que cuando aprendes a montar en ella, nunca se olvida. Así hemos ido escogiendo esos ‘momentos clave’, dándoles un toque de diversión, juego…

Marta: Al protagonista lo hacéis ir a montar en bici, a una fiesta… es como cosas que damos por sentado, por así decirlo, en un día normal, hablas con gente, vas al supermercado.. y aquí es donde me asalta la duda. ¿Cómo es el programa de reinserción? Es para todo el mundo lo mismo, por lo que podemos ver, pero si yo lo llevase a cabo ahora mismo sería distinto a como tu lo realizarías porque yo tengo mi personalidad y tu la tuya, pero si ninguno de los dos recuerda quien es y lo llevamos a cabo. ¿Haríamos las mismas cosas, experimentaríamos lo mismo? ¿Nos convertiríamos en ‘clones’, por así decirlo?

Christos Nikou: Exactamente esa era la idea, pero accidentalmente, los doctores, que simbolizan a la sociedad, están creando, como en 1984 de George Orwell, una vida más robótica. Aunque sus intenciones son buenas, seleccionan un programa que es siempre el mismo para todos los pacientes. Desde el momento en que se vuelven amnésicos, esos pacientes tienen un álbum de fotos totalmente vacío tras ellos, y cuando empiecen a rellenarlo con experiencias, serán las mismas para todos ellos. Y es a través de esto que comentamos sobre la sociedad de hoy, que experimenta en su mayoría las mismas cosas y de la forma que le dicen deben hacerlo.

Marta: Sobre la fotografía y la paleta de color. La sensación general es bastante taciturna, incluso cuando el protagonista descubre cosas nuevas. ¿Por qué esta atmósfera?

Christos Nikou: El formato, algo más cuadrado y el color se acercan lo más que hemos podido a esas Polaroid. La idea sobre todo era darle un toque nostálgico, de ahí quizá que predominen también los grises. Era pleno invierno, y de hecho no parece una película griega porque falta el sol a raudales que aquí siempre se muestra. Aún así es colorida a su manera, no es monocroma en su totalidad.

Marta: La escena de la bicicleta tiene su propio color, con ese celeste centrado en la bicicleta, la fiesta, obviamente tiene sus luces y sombras, pero en líneas generales la sensación que esperaba tener era la de mucho más ‘brillo’, cuando hiciera algo por vez primera, cuando experimentase algo totalmente novedoso, pero es todo muy comedido en ese aspecto. Tengo que decir que la parte que me encantó fue la del cine. A mi no me gustan nada las películas de miedo, bueno, porque me dan mucho miedo y lo paso mal (jejejeje).

Christos Nikou: A mi tampoco me gustan (más risas).

Marta: Y claro, yo estaba en la piel de ella, pensando las dos a un mismo tiempo. “¿Qué hago aquí? Me están diciendo que venga aquí, pero realmente no se si me gusta o no este tipo de película”. Eso te hace pensar en que verdaderamente son adultos que no saben nada de la vida, literalmente.

Christos Nikou: Son como bebés, hacen las cosas por inercia, sin saber si les gusta o no.

Marta: Y… tienes en mente como continuaría esta historia para los protagonistas. No me refiero a una segunda parte ni nada parecido, sino más bien a si tu en tu mente has creado un arco mucho más amplio del que presentas en ‘Apples’.

Christos Nikou: Siendo honestos, no. No he pensado en ir más con el protagonista. Nunca pensé en que más podría pasarle. Mientras escribía el guion si pensé en otras muchas ‘tareas’ que los médicos podían mandarle hacer, pero nunca fuimos mas allá porque yo quería dejarlo solo en su casa, dándose cuenta de la situación que estaba viviendo y aceptando su nueva vida. Nunca he pensado en que podría pasarles en el futuro, pero por lo contrario estaba todo el rato pensando en que les había podido pasar en el pasado y que les iba a ocurrir en su presente. En el próximo proyecto, como suelo escribir sobre partes de mi mismo, de mis experiencias en los personajes, creo que encontraremos bastantes similitudes con este protagonista.

Marta: Debe ser muy triste despertar en un hospital y esperar que alguien venga por ti, y nadie aparezca finalmente. Me fascina la resilencia del protagonista y como se atreve a probar ese experimento en el que obtener una nueva identidad. ¿Qué experiencias pensaste y has dejado fuera porque era imposible llevarlo a pantalla? Por llevas al prota de bares, de fiesta, al cine, al supermercado. ¿Qué se ha quedado fuera?

Christos Nikou: Queríamos ser un poco más extremos como lo de tirarse en paracaídas desde un avión, cosas así. El doctor se lo describe, pero no lo llegamos a hacer, el presupuesto era muy bajito 250.000 euros, y había que amoldarse. Grabamos algunas escenas más, pero muy poquitas, porque teníamos muy claro lo que queríamos hacer. Incluso en el ‘first cut’ teníamos ya casi todo el tiempo de metraje final, lo cual no es común.

Marta: La parte de la fiesta, con el astronauta y cómo se mueve es una de las más divertidas. ¿Cómo la trabajasteis?

Christos Nikou: Trabajamos mucho con el actor en esta parte, porque queríamos darle ese toque divertido y distinto. Aris ha trabajado enormemente en el personaje, centrándose en su lenguaje corporal. Aprovechamos su talento para generar situaciones creativas que pudieran mostrarse en pantalla. Tengo que añadir, que esa fiesta esconde mucho más que el traje de astronauta. Está muy relacionado con mi infancia. Por ejemplo, el traje de astronauta es una referencia a Stanley Kubrick, y no solo el traje, sino el personaje, que está un poco como sacado de otro mundo en esa escena. El chico vestido de esqueleto es una referencia a ‘Karate Kid’, y por supuesto Batman, Catwoman, todos ellos referencias a esa cultura pop con la que crecí.

Marta: Has conseguido presentar una película que te saca totalmente de concepciones previas. Te saca de tu realidad y te lanza en una donde perder la memoria y tener que empezar de cero es algo habitual debido a una pandemia y pronto te ves dándole vueltas a la cabeza, pensando que sería de ti en una situación similar.

Christos Nikou: En cierta forma intentamos jugar con el aislamiento y la soledad que nos rodea. Porque como hemos hablado la película es una alegoría de como recordamos y como nos apoyamos en exceso en la tecnología. A pesar de estar tan vinculados y conectados a la tecnología, cada día estamos más solos, o al menos, así nos sentimos.

Marta: ¿Qué sensaciones te está dejando la cinta desde que la mostraste por primera vez? ¿Cómo estas viviendo las reacciones del público?

Christos Nikou: Está siendo una experiencia totalmente nueva, nunca antes me había sentido así con otros proyectos, aunque me gusta hablar de ‘Apples’ en plural porque es un proyecto que no es solo mío, hay muchísima gente detrás, un enorme equipo. Pero sin lugar a dudas, ‘Apples‘ parte de mi, mi corazón y mente. Lo mejor es recibir mensajes de gente que te cuenta sus sensaciones porque eso te permite ver que algo que tu has creado, genera emociones en la gente y esto es lo más importante, porque el cine lo haces para la gente.

Marta: Espero que en España ‘Apples’ tenga una gran acogida. Ha sido una película de esas sobre las que no puedes dejar de pensar porque llega a ti y a tu forma de vivir. Espero que podamos hablar en el futuro, nuevamente, cuando tu próximo proyecto se materialice.

Christos Nikou: Por supuesto, me encantará. Puedo adelantar una frase sobre él. Es un largometraje que se llamará ‘Fingernails’, será mi debut en inglés. Estará producida por Cate Blanchet, que también ha sido productora ejecutiva de ‘Apples’ y es una cinta que va a tratar de la otra cara de la misma moneda de ‘Apples’, enamorarse en una era en la que cada vez es más difícil relacionarse.

Marta: Va a encantarme seguro, el tema va a atraer muchas miradas. Espero que podamos entonces volver a encontrarnos, aunque sea digitalmente. Muchas gracias por esta conversación. Suerte.

Christos Nikou: Muchas gracias a ti. Cuídate.

Puedes leer la crítica de la película aquí, y también puedes acercarte al cine a darle una oportunidad.
Te aseguramos que el tema de conversación será profundo la compartas con quien la compartas.

Apples’, aprender a vivir (Christos Nikou, 2020)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *