.

‘El hombre de las mil caras’ (2016) | A buenas horas

Francisco Paesa (Eduard Fernández), ex agente secreto del gobierno español, responsable de la operación contra ETA más importante de la historia, se ve envuelto en un caso de extorsión en plena crisis de los GAL y tiene que huir del país. Cuando regresa años después está arruinado. En tales circunstancias, recibe la visita de Luis Roldán (Carlos Santos), ex Director General de la Guardia Civil, y de su mujer Nieves Fernández Puerto (Marta Etura), que le ofrecen un millón de dólares si les ayuda a salvar 1.500 millones de pesetas sustraídos al erario público. Paesa ve entonces la oportunidad de vengarse del gobierno español, llevando a cabo una magistral operación con la colaboración de su inseparable amigo Jesús Camoes (José Coronado). 

Los thrillers políticos y España son un binomio de característico positivo resultado. Películas como ‘El Reino’ de Sorogoyen y sus 7 premios Goya (merecidísimos) o ‘B’ con 3 son una muestra de que este tipo de cine es muy apetecible para el público en general, y a su vez de la enorme calidad que posee este país para hacer thrillers de una manera profesional que resulte tentadora y deseable.

En ‘El hombre de las mil caras’ el peso es diferente. No cae completamente en el político, si no que cae en la solución del mismo, Eduard Fernández da vida a Francisco Paesa, inteligencia personificada y conocimientos necesarios. Basado en hechos reales, la propia bio del personajes dicta sobre el caso Roldán: En 1994 se vio implicado en el caso Roldán. En esta ocasión, se cree que Paesa engañó al por aquel entonces director general de la Guardia Civil, Luis Roldán, y se quedó con el dinero que éste había robado. Además, habría delatado su paradero a la Justicia española por el precio de un millón de libras esterlinas, es decir, más de 244 millones de pesetas de la época. Fue un tremendo escándalo para el gobierno español, que se vio engañado por Roldán y por Paesa.

Eduard Fernández y Carlos Santos firmas dos portentosas interpretaciones. El ritmo de la película es frenético y resultante de ello es que el descanso sea mínimo en pantalla para ambos, pero todos los minutos de metraje que tienen son de aplauso. Marta Etura y José Coronado son los siguientes en discordia, y su característico nivel interpretativo sigue siendo tan alto como cabía esperar y como se les recuerda de la magnífica ‘Cien años de perdón’ y de la no menor ‘Mientras duermes’, respectivamente.

¿Dónde pues reside, además de en las interpretaciones, la fortaleza de ‘El hombre de las mil caras’? Estamos hablando de una cinta basada en hechos reales, lo que interfiere directa e indirectamente en el posible guión. Sin embargo, por mucha interferencia que haya habido y por la segura interpretación personal de Alberto Rodríguez y Rafael Cobos, el guion de ‘El hombre de las mil caras’ es limpio, solvente y adictivo en la escucha.

Así pues, contando con el delicioso estado de forma del thriller español, ‘El hombre de las mil caras’ es un trabajo limpio, sutil y con un perfecto resultado final. Ágil y divertido, en este película tendrá mil caras, pero todas y cada una de ellas tienen un único resultado: enorme película.

¿Pasa el corte?
Overall
3.7
  • Originalidad
  • Montaje y Edición
  • Guion
  • Banda Sonora
  • Interpretaciones

Puntos fuertes

  • Eduard Fernández está soberbio.
  • Todo el entramado… que parece que lo entiendes, pero en otros momentos no, aunque al final sí.
  • La resolución final.
Diseño Gráfico, Editorial & Web. Hago cosas. Visto camisas, bebo café y me gusta la tinta. Si no te gustan estos defectos, tengo más.

Deja un comentario