.

Crítica de ‘Animales nocturnos’ (2016, Tom Ford)

Animales nocturnos - Crítica Magazinema

Título original: Nocturnal Animals

Año: 2016 (Estados Unidos)

Duración: 116 min.

Director: Tom Ford

Reparto: Amy Adams, Jake Gyllenhaal, Michael Shannon, Laura Linney, Aaron Taylor-Johnson, Isla Fisher, Ellie Bamber, Armie Hammer, Karl Glusman, Michael Sheen.

Guión:Tom Ford (guión adaptado), Austin Wright (novela)

Fotografía: Seamus McGarvey

Música: Abel Korzeniowski

Género: Drama, suspense.

Sinopsis: La privilegiada vida de Susan Morrow, una galerista de Los Ángeles, se ve un día alterada cuando recibe un paquete en el buzón que contiene la primera novela de su exmarido, Edward Sheffield, del que lleva años sin tener noticias. Al mismo tiempo que lee la novela, de la que su exmarido le pide su opinión, Susan rememora su pasado juntos y comienza a cuestionarse su futuro.

Crítica de ‘Animales nocturnos

por Ana Matellanes García

“Una película fascinante aunque irregular sobre el arte y la venganza”

Muchos daban por desaparecido en el cine al diseñador y modisto Tom Ford (Austin (Texas), 1961) tras su debut en 2009 con su opera prima ‘Un hombre soltero’ (‘A Single Man’), una historia intimista sobre un profesor de mediana edad que en los años 60 pierde a su amante y es incapaz de reconducir su vida fuera de la melancolía. Siete años después, Ford ha decidido volver tras las cámaras con ‘Animales nocturnos’, una historia sobre venganza que corrige algunos de los defectos de su primera cinta y regala un nuevo ejercicio visual preciosista, esta vez sí, con una mayor voluntad narrativa y una puesta en escena fascinante.

El guión de ‘Animales nocturnos’ parte de un inteligente relato del escritor estadounidense Austin Wright, ‘Tres noches’, en el que propone un juego metaficcional entre una historia narrada en presente (la vida de su protagonista, Susan, y la lectura de la novela que su ex-marido le envía), la historia de la propia novela escrita por Edward, y la historia de amor pasada entre Susan y Edward, que llega tamizada a través de los recuerdos de Susan. Tom Ford adapta con buen criterio el relato poniendo al servicio de la historia todo el torrente visual y estético que ha caracterizado hasta el momento su cine. Así, las tres líneas narrativas se entrelazan gracias a una concepción en la que Tom Ford muestra un hábil control sobre la composición formal y un nuevo (y de agradecer) pulso narrativo que en su anterior film resultaba en ocasiones un tanto artificioso y lento. El resultado: un interesante juego de niveles narrativos que permite construir un relato sobre cómo se puede llevar a cabo una venganza a partir del arte (más concretamente, de la literatura), ese arte que para la protagonista tiene más de decorativo que de provocador y que, en manos de su ex-marido Edward, se convierte en un envenenado y violento puñetazo en el estómago.

Sin ser una película deslumbrante, ‘Animales nocturnos’ demuestra que el diseñador ha sabido dar un paso adelante en su propuesta cinematográfica, lastrada en parte por el preciosismo un tanto vacuo exhibido en la melancólica ‘Un hombre soltero’. En este caso, Ford vuelve a jugar con una impresionante composición visual apoyada por la eficaz banda sonora de Abel Korzeniowski, con potentes imágenes como las que abren los títulos de crédito (a cámara lenta, una solución que también utilizara en ciertos momentos de ‘Un hombre soltero’), y un juego de contrastes en la fotografía de los diversos planos narrativos de la película (tonos fríos y azules para la historia de Susan, tonos cálidos y casi hirientes en las secuencias que corresponden a la narración de la novela).

Animales nocturnos - Jake Gyllenhaal

En el plano actoral, tanto Amy Adams como Jake Gyllenhaal defienden con solvencia sus papeles, si bien es Michael Shannon el que destaca por la calidad de sus matices interpretativos. Amy Adams recrea con corrección un personaje frío y contenido que se ve obligado a revisar quién es y quién quiso ser, pero en ocasiones su personaje resulta un tanto plano, lejos de la emocionante protagonista de ‘La llegada’ (‘Arrival’, 2016). Por su parte, Jake Gyllenhaal, cada vez más especializado en papeles de personajes perturbadores, demuestra como siempre que es uno de los actores más destacados de su generación, pero es, como decíamos, Michael Shannon el que ofrece una interpretación más sutil de su personaje, un policía capaz de llegar a todo por obtener justicia mientras lucha con un paulatino e inexorable declive físico.

‘Animales nocturnos’ es, en definitiva, una película interesante (aunque irregular) que nos plantea el poder de la ficción y del arte como revulsivo, con capacidad de influir en los individuos. Con un planteamiento estético que sitúa a Tom Ford como un director de cine hábil y con criterio, su propuesta apunta un sugestivo juego de tramas y niveles narrativos que, a pesar de algunos momentos de cierta pretenciosidad y esteticismo vacío, resulta altamente sugerente. Cine como metareflexión estética que conjuga con buenos resultados discurso, imagen y pulso narrativo.

Animales nocturnos - escena de la película

‘Animales nocturnos’ sigue cosechando premios y nominaciones

La carrera de ‘Animales nocturnos’ en los diferentes premios a los que se ha presentado ha satisfactoria para Tom Ford: en la 73 edición de la Biennal de Venecia fue reconocida con el Premio del Gran Jurado, en los Globos de Oro ha sido nominada a Mejor director, Mejor guión y Mejor actor de reparto (Aaron Taylor-Johnson), en los Critics Choice Awards Michael Shannon fue nominado a mejor actor secundario y la película por Mejor guión adaptado y Fotografía (si bien no se hizo con ninguno de los premios), y en los Satellite Awards recibió 3 nominaciones incluyendo mejor película y director. Es probable que los Oscars se acuerden de la cinta de Tom Ford, aunque ya sabemos que a la Academia le gusta dar siempre sorpresas.

  • 8.1/10
    Realización - 8.1/10
  • 9/10
    Fotografía - 9.0/10
  • 7.8/10
    Montaje y edición - 7.8/10
  • 7.9/10
    Música - 7.9/10
  • 7.8/10
    Guión - 7.8/10
  • 7.1/10
    Interpretaciones - 7.1/10
7.9/10

Resumen

Lo mejor: el guión y la fascinante fotografía
Lo peor: a veces peca de pretenciosa

Tráiler de ‘Animales nocturnos

Trabajo en marketing, aunque lo mío es el periodismo y la literatura. Consultora de proyectos digitales por accidente, redactora y crítica de vocación. Enganchada a las series y al cine. En mis estanterías siempre hay un hueco para la literatura japonesa.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

*