Luc Besson sancionado por plagiar a John Carpenter.

MS1 vs Snake Plissken - MagaZinema

‘1997: Rescate en Nueva York’ (John Carpenter, 1981) es una película en la cual se nos contaba el rescate al presidente de los Estados Unidos tras ser raptado por un grupo radical en una Manhattan transformada en prisión de alta seguridad, rescate que encabezaba Snake Plissken – personaje interpretado por Kurt Russell (‘La Cosa’, ‘Fast and Furious 7’, ‘The Hateful Eight’) – convicto de carácter rebelde al que muchos daban por muerto al convencen para participar a cambio de otorgarle la libertad. ‘MS1: Máxima Seguridad’ (James Mather & Stephen St. Leger, 2012) narraba como la hija del presidente de los EE.UU. debía ser rescatada tras ser capturada en una prisión de máxima seguridad en el espacio. El encargado para llevar a cabo esta labor es Snow, encarnado por Guy Pearce (‘Memento’, ‘Prometheus’, ‘Iron Man 3’), prisionero al que le prometen que quedará libre si cumple el objetivo.

¿No habéis tenido una ligera sensación de “déjà vu” leyendo esas sinopsis? No sería de extrañar, el parecido es “bastante” amplio. Tanto, que esta semana el Tribunal de Primera Instancia de París ha decretado que la segunda película cometió plagio respecto a la primera. Es por ello que ahora Luc Besson (‘León: El Profesional’, ‘El Quinto Elemento’, ‘Lucy’), productor y guionista del film, junto a EuropaCorp, productora de la cinta, han sido sancionados y obligados a pagar 80.000 euros en multas, una cifra que aunque para ellos no se antoje muy alta, tiene más valor pensando en el daño que supondrá esta denuncia para la imagen de creativo y estudio. De esa cifra, 20.000 euros serán pagados a Carpenter, 10.000 a los coguionistas de Rescate en Nueva York (Nick Castle y el propio Carpenter) y los 50.000 restantes a los propietarios de los derechos de la película del director de ‘La Cosa’, ‘Halloween’ o ‘Golpe en la Pequeña China’. El tribunal establece que “si bien las ideas son libres de uso, hay que considerar si su reproducción constituirían una infracción del copyright”. Dicho esto, se ve que la diferenciación del escenario (Manhattan vs. Prisión espacial) y cambiar al presidente por la hija de este no fueron suficientes para evitar esta conclusión.

La moraleja de esta historia sería simplemente que copiar las ideas de otros sin más puede acarrear consecuencias, algo que se podría aplicar a muchos entornos de nuestra vida. ¿Habíais visto ambas películas? ¿Percibisteis este parecido razonable en su momento?

Jesús García Grima

Estudiante de Grado en Estudios Ingleses de la Universidad de Granada. Películas y series rondan siempre a mi alrededor. El séptimo arte me resulta algo más que una afición, es una pasión.

A %d blogueros les gusta esto:

Powered by themekiller.com watchanimeonline.co